Blog post

Ropa prestada, ni perdida ni estropeada

Ropa prestada, ni perdida ni estropeada.
Cuando alguien espera un retoño, familiares y amigos se ofrecen a dejarle fundamentalmente ropita, pero también juguetes y otros enseres. Aunque algo estropeada sí irá de vuelta, al menos, devolvamos (o recuperemos) aquellas cosas que nos prestan. Ayuda un montón, sobre todo al bolsillo, pero en la vorágine de la vida con hijos, a veces es complicado organizarse y saber posteriormente quién nos dejó qué. Lo que yo hice, que con los móviles superinteligentes es muy fácil, es fotografiar grupos de préstamos por personas; es decir, colocaba juntito pero con todas las prendas u objetos a la vista, lo que me había prestado una misma persona. Así, a la hora de devolvérselo, sería más fácil. En su momento copié la imagen un un documento de word y puse el nombre del prestador. Pero ni siquiera hay que hacer eso. Tan solo hace falta usar cualquier aplicación, de los trillones que hay, para editar la imagen y poner el nombre de esa persona. Las imágenes que podéis ver abajo son de lo que yo he prestado últimamente. ¡Qué caché de madre experimentada da! Ja,ja,ja.

 

Y hasta aquí el mierdertruco de hoy. Un post breve, sin pretensiones, que tampoco vamos a descubrir América, pero que espero que pueda ser útil

¿Organizasteis de alguna manera los préstamos o tenéis memoria de elefante?

¿Te ha gustado este post? ¡Compártelo!

Publicar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Entrada anterior Entrada siguiente

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies
ACEPTAR

Aviso de cookies