Blog post

Cómo vestir durante la lactancia

Cuando nació El Santo intenté buscar ropa de lactancia para facilitarme la tarea. Antes de dar a luz solo me preocupé de tener sujetadores de lactancia suficientes. Pero, una vez ves que hay vida más allá del postparto y empiezas a salir a la calle…es cuando te planteas cómo vestir durante la lactancia y piensas que qué demonios me pongo. Sobre todo cuando te estrenas como madre o como madre lactante ya que al principio bastante tienes con concentrarte en cómo hacerlo. Cuanto más cómodo te resulte, mejor. Con el segundo, pues ya te lo sabes y has superado la posible vergüenza inicial de estar un poco en pelotillas.

Pero, entre que encontré poco y que lo que veía era bastante caro, busqué la opción B. Si llego a saber que iba a estar más de dos años dándole el pecho pues igual no me hubiera importado tanto comprarme algo, eso sí que es cierto. Pero luego fui apañándome y di con la clave de cómo vestir durante la lactancia con dignidad.

Cómo vestir durante la lactancia

En invierno

Uno de los principales problemas de dar el pecho en la calle en esta estación, es que te pelas de frío. Pensar en dejar los riñones al aire no es nada apetecible. El mejor truco que he utilizado tanto con El Santo como con El Nuevo es usar camisetas interiores escotadas. De esta forma no te quedas medio en bolas-pelada de frío-enseñando moya.

En caso de que lleves jersey basta con subírtelo y bajar la camiseta interior. La pechuga aparecería entre ambos, para que nos entendamos.

En caso de llevar camisa se hace al revés (más o menos): desabotonas los botones superiores y subes la camiseta. Calor y discreción, que a algunas mujeres les da apuro, a partes iguales.

En verano

A mí me entusiasman los vestidos. Tuve una época en la que lo normal es que llevara vestido casi siempre. Pero, entre que donde trabajo hace más rasca que en Nebraska y las lactancias de los últimos años… he tenido que prescindir bastante de ellos. Pero es que aquí, en verano, es la mejor opción para los más de 40° grados a la sombra.

Afortunadamente ahora se llevan muchísimo los vestidos camiseros así que ¡genial! Opción ideal. Ojalá hace unos años hubieran estado de moda porque yo me volví loca buscando al menos alguno que tuviera botones solo en la parte superior o lo suficientemente sueltecito para permitir sacar la pechuga. Estas son otras opciones. Lo que está claro es que es menos discreto, si eso te preocupa, que la técnica camiseta interior. Si donde vives no hace mucho, podrías llevar debajo una finita de tirantes.

Otra opción es falda+camiseta/camisa que es a la que más he recurrido yo en la huida del pantalón. Te la subes y listo. Aquí luces un poco de moya porque ponerte camiseta debajo es un suicidio pero bueno, siempre te puedes colocar al niño estratégicamente o bien bajarte un poco el refajo de camiseta que te queda para tapar la zona. Con la práctica, pasan dos cosas: aprendes a destaparte lo menos posible y te da exactamente igual enseñar más de la cuenta, ja, ja, ja.

Bodas, bautizos, comuniones y otros eventos elegantes.

Para estos casos, pues lo mismo. Para el bautizo de mi primer hijo no encontré nada, muchos kilos de más mediante, y acabé despelotándome en el baño y dándole el pecho ahí. Para el de mi segundo hijo me compré un vestido camisero ideal y de mi estilo total. También es cuestión de suerte. Otras opciones:

  • Pantalón palazzo+camisa
  • Falda+camisa/blusa

Sujetadores de lactancia, ¿sí o  no?

Personalmente, creo que no es necesario comprar ropa de lactancia. Excepto los sujetadores. Es cierto que no sujetan lo mismo que un suje normal pero es infinitamente más cómodo dar el pecho con ellos. Aunque cuando se reducen las tomas yo ya uso los normales y me los bajo un poco. Eso sí, se van dando de sí. En casa siempre llevo los de lactancia.

Ahora bien, al inicio de la lactancia, para que no haya problema de obstruir conductos o cualquiero otro, siempre llevaría sujetadores específicos. En Primark son muy baratos y a mí me han funcionado muy bien. Pero el mejor, para mí es uno de la marca Tigex. Yo lo compré en la zona de puericultura del supermercado Deza pero lo he visto también en Amazon.

¿Usáis o habéis usado ropa específica para la lactancia?

Si te ha gustado esta entrada, déjame un comentario. ¡No sabes la ilusión que me hace! Y ya si la compartes… ¡laperalimonera!

GRACIAS POR LEERME

Suscríbete al blog por correo electrónico

Introduce tu correo electrónico para suscribirte a este blog y recibir notificaciones de nuevas entradas.


¿Te ha gustado este post? ¡Compártelo!

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Entrada anterior Entrada siguiente

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies
ACEPTAR

Aviso de cookies